Concluye la segunda semana del Curso Internacional de Danza en el IBÉRICA CONTEMPORÁNEA 2019 (parte 1)

Tiempo de Lectura: 6 minutos

Con más maestros integrados a la planta docente esta segunda semana, Ibérica Contemporánea continuó la impartición de cursos en el centro Proart. Dejamos aquí una primera parte del reportaje de estas clases.

 TEXTO: EUGENIA MACÍAS

 

FOTOS: GERARDO CASTILLO / ISÓPTICA

 

María Moreno impartió bata de cola por alegrías y con total fluidez mostró los cambios de dirección de esta vestimenta con los pies, dar vueltas con ella, hacer llamadas aumentando giros y señalando la necesidad de mirar directamente la bata para manejar mejor los movimientos, sostenerla con las manos  e insistiendo mucho:

(…) No se sabe lo que voy a hacer ahora (…) no enseño (…) cuando me monto… pasan cosas en el cuerpo (…) que no se me vea venir lo que voy a hacer (…).

 

Hubo otra clase del palo flamenco fandango, para avanzados, llevada por Eduardo Guerrero quien imperceptiblemente lleva a los alumnos a hacer cosas complejas doblando el pulso del ritmo. Lleva unos elegantes botines negros con unos lunares estampados, del mismo color pero en otro material y ríe por la similitud de este diseño, con una de las alumnas que trae unos llamativos zapatos blancos con lunares negros. En las secuencias va aumentando combinaciones de patrones de movimiento: redobles, zapateados con giros y braceos. Su movimiento de brazos en posición muy alargada y recta, parece más de danza contemporánea.

 

Manuel Fernández Montoya, “El Carpeta”, enseñaba a niñas pequeñas marcajes de alegrías, colocándoles sus brazos y haciéndolas repetir el patrón más tradicional y conocido  de pasos  laterales con cruces de los pies por adelante y por atrás.

 

Mostrando su versatilidad docente esta semana, María Juncal impartió entre otros cursos: tientos para niños, con una gran paciencia didáctica para corregir, o señalar tiempos de entrada  y entre la muchedumbre abarrotada de cerca de 100 asistentes, dio la clase de técnica de pies, corporal, marcajes y giros, organizando la dinámica para dividir al grupo en dos, turnar la ejecución entre ambos introduciendo un compás que entrena para salir o entrar al espacio de trabajo y tomándose el tiempo para explicar la mecánica de los pasos para evitar lesiones.

 

Ana Morales  fue abierta y clara en sus correcciones en el curso intermedio de guajira, en cuanto a colocación, manejo del abanico, secuencia o movimiento corporal emotivo más que mecánico y señaló:

(…) Vamos contando interior, pero vamos con un compás en el suelo (…) las uniones mantenerlas vivas, la viveza de la continuidad del movimiento (…).

 

En un salón que decidió dejar ventilado con la puerta abierta aunque la sonoridad de su clase se disperse en el área circundante, Pedro Córdoba impartió Soleá por bulería para avanzados, insistiendo en mantener la velocidad sin acelerarla en la ejecución de un desplante que involucró percutir el cuerpo y movimientos fuertes de la cadera. Insistió mucho en el patrón rítmico de la secuencia silabeando el patrón sonoro y luego mostrando con su propia ejecución el movimiento para indicar intenciones sorpresivas en los pasos.

 

Nazaret Reyes impartió su clase de tangos nivel básico como un vaivén amable. Acompañada por un músico que percute un cajón logra que las asistentes: niñas, una joven con síndrome de down que la abraza, adultas de todas edades y hasta ancianas, unan secuencias de marcajes y zapateados sencillos. Abre un tiempo para preguntas específicas e indica a una alumna que quiere imitarla en un acento de hombros:

(…) No lo intentes hacer como yo. Hazlo como tú te sientas.

 

Comenzando con tendus y pliés sencillos Nuria Balbaneda continuó esta semana su curso de danza clásica para avanzados.  Luego abrió espacio para que cada asistente hiciera su propio estiramiento y después continuó con el orden de su clase. Tras  una primera ejecución de una secuencia en barra más complicada con grand pliés, cambrés o torsiones hacia atrás, epaulment o el perfilar en diagonal los hombros y deturné o giro para ejecutar el ejercicio con el otro lado del cuerpo, pregunta al grupo cuántos movimientos hay en un plié. Lanzan varias respuestas, 4, 2… y ella dice:

(…) Es un movimiento de impulso. No lo paramos (…).

 

El joven músico Javier Rabadán impartió percusión flamenca. Señaló patrones rítmicos con distintos recursos: silabeo, palmas, mostrarlo en el cajón. Dividió al grupo: una parte marcaba bases rítmicas y la otra variaciones a contratiempo. Estas diferencias son posibles por matices en acentuaciones distintas. En un momento explicó el hacer palmas sordas y señaló acentos que hay que sonar más fuertes con patrones ternarios (cada 3 tiempos) y binarios (cada 2 tiempos).

 

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

 

María Moreno

 

Bailaora representativa de un nuevo auge del flamenco que explora con energía joven su lenguaje y dominio técnico. Es una ejecutante que imprime un carácter natural al movimiento, en que secuencias muy difíciles son como una respiración fácil, ejecutadas con diversos matices y detalles personales. Fue Premio Artista Revelación en el Festival de Jerez en 2017 y ganó el Giraldillo Revelación en la Bienal de Flamenco de Sevilla en 2018.

 

Eduardo Guerrero

 

Comenzó a bailar desde niño en Cádiz su ciudad natal.  Ha colaborado en giras internacionales con distintas compañías. Desde 2011 creó su propia agrupación con espectáculos como El Callejón de los Pecados, Faro y Guerrero (ganador del Festival de Jerez 17 y candidato a los Premios Max). Estrenó en la Bienal de Sevilla el espectáculo Sombra efímera y Qualitatskontrolle en el Festival de Bogotá.

 

El Carpeta

Manuel Fernández Montoya, joven bailaor, heredó el estilo de los Farruco. Participa en los festivales españoles más importantes y en diversas ciudades mundiales. En 2016 recibió el premio revelación de las Escuelas Internacionales de Flamenco de Andalucía. Ha colaborado con Miguel Poveda, Alejandro Sánz, Estrella Morente, Paco de Lucía. Actuó en la película Flamenco Flamenco de Carlos Saura.

Su baile integra presencia escénica en el manejo de energía en la expresividad y virtuosismo técnico y acústico en la ejecución de  complicadas secuencias  de zapateado y movimiento corporal bajo los palos flamencos.

 

María Juncal

 

Originaria de Las Palams de Gran Canaria, comenzó estudios de danza con su abuela Trini Borrull, luego en la Escuela de Danza de Rosalina Ripoll y Miguel Navarro y en el Centro de Arte Flamenco y Danza Española “Amor de Dios” en Madrid. Ha colaborado en compañías de El Güito, Manolete, José Greco, Joaquín Cortés, Cristóbal Reyes, Paco Peña, y en el montaje Jarocho del National Theatre of New York. Ha recibido el Premio Nacionala de Danza Flamenca “Antonio Gades” en Córdoba, Primer Premio “Desplante”, mejor solista por su obra El Encierro de Ana Frank en el Certament de Coreografía de Danza Española y Flamenco del Teatro Albéniz, con la cual ha realizado diversas y exitosas giras en España y el mundo. Es coreógrafa del Equipo Nacional de Gimnasia Rítmica de España.

Es virtuosa en la ejecución y creación coreográfica en torno  a los palos flamencos combinando interpretación elegante y suelta, manejo de elementos tradicionales como la bata de cola, interpretación de piezas musicales con arreglos de fusión y movimientos sobrios y claros del manejo corporal flamenco.

 

Ana Morales

 

Estudió en el Conservatorio de Barcelona, en la Compañía Andaluza de Danza (de la que formó parte luego) bajo la dirección de José Antonio Ruiz, y con profesores como Rafael Campallo, Juana Amaya, Eva la Yerbabuena, Isabel Bayón, entre otros. Debuta en el espectáculo Puntales de Antonio “El Pipa”. Ganó el primer premio  “baile libre” por Malagueñas en el Concurso Nacional de Baile Flamenco de La Perla de cádiz. Colaboró en la película Iberia de Carlos Saura, y las Compañías de Javier Latorre y Andrés Marín, y actualmente es solista del Ballet Flamenco de Andalucía dirigido por Rafaela Carrasco.

Sus interpretaciones tienen un alto poder de contención de la energía que junto con las posturas corporales detalladas y giros, braceos y zapateados, generan una gran fuerza expresiva.

 

Pedro Córdoba

 

Se formó en Barclona en ballet, ecuela bolera, danza española y contemporánea en la escuela de Pastora Martos y el Institut de Teatre. Estudió flamenco con Antonio Canales y Javier Latorre entre otros. Colaboró con vicente Amigo, ana Morales, Rafaela Carrasco. Con Enrique Morente participó en las presentaciones del disco Omega. Actuó en las compañías Andaluza de Danza dirigida por José Antonio, Somorrostro, Eva la Yerbabuena, Javier Barón, Joaquin Grilo, Miguel Poveda. Trabaja entre otros tablados en El Cordobés, Casa Patas, Corral de la Morería.

Su ejecución es suelta y libre en relación a formas canónicas de manejo corporal en la danza española, y con un alto virtuosismo en el despliegue de zapateados, tiempos y compases. Ofrece contrastes en las interpretaciones entre pausas y momentos de mucha acción física, sin perder en ambos energía expresiva.

 

Nazaret Reyes

Hija de Cristóbal Reyes y Juana Amaya, con experiencia en escenarios desde los 11 años en España y diversos países. Es docente en la academia de sus padres en Sevilla. Ha sido intérprete en importantes festivales españoles: Flamenco Viene del Sur/Teatro Central, Sevilla; Flamenco Joven / Teatro conde Duque, Madrid; Festival Flamenco, Burgos; Bienal de Flamenco de Sevilla; Festival Flamenco Gitano, San Francisco, E.U.

En su baile integra trabajo corporal reposado y armónico en falsetas y fragmentos introductorios, y la ejecución compleja de secuencias de zapateados, marcajes, llamadas y remates.

 

Nuria Balbaneda

 

Realizó estudios de danza con Juana Taft, Edith Mariño, en la Escuela del Ballet Nacional de España y el Centro de Carmina Ocaña.  Ha colaborado en el Ballet de Cámara y el Teatro de la Zarzuela de Madrid y el Liceo de Barcelona en coreografías de José Granero, Carl Paris y Goyo Montero. Ha sido docente desde la década de 1990 en Mirabal School, Escuela de Danza Marta de la Vega, Real Consevatorio Profesional de la Danza “Mariemma” y los Conservatorios Fortea y Carmen Amaya, este último hasta la actualidad. Ha sido jurado en el Concurso Internacional de Danza de Porto y en el Festival Internacional de Aveiro.

 

Javier Rabadán

 

Realizó estudios de percusión clásica y flamencología en los conservatorios de Murcia y Córdoba. Desde 2010 colabora con distintos artistas del panorama flamenco actual como Antonio Canales, Sergio de Lope, Javier Latorre, Farruquito, El Pele, Encarna Anillo, Gema Moneo, Pedro Córdoba, Juan de Juan, entre otros, presentándose a nivel mundial y en eventos como: Bienal de Flamenco de Sevilla, el  Internacional del Cante de las Minas, Noche Blanca de Flamenco de Córdoba y festivales flamencos de Madrid,  Nueva York, Jerez, Mont de Marsan, Holanda, Chicago.

 

 

PROART,

Ciudad de Querétaro

Julio 19, 2019

Con información de: VII Festival de Ibérica Contemporánea.

Deja un comentario