El Premio Danza UNAM 2019 a Lourdes Lecona y la compañía DramaDanza, con el espectáculo “Migrantes” creado y dirigido por Rossana Filomarino en la Sala Miguel Covarrubias de la UNAM en la Ciudad de México

Tiempo de Lectura: 3 minutos

Texto: Eugenia Macías

I. Lourdes Lecona: Una trayectoria en la danza

Durante la ceremonia en que se le entregó el Premio Danza UNAM 2019 por su labor como docente, investigadora, coreógrafa y promotora de esta disciplina, el viernes 31 de enero en la Sala Miguel Covarrubias del Centro Cultural Universitario de la UNAM en la Ciudad de México, Lourdes Lecona postuló el quehacer dancístico como un horizonte honesto por donde transitar desde la congruencia.

Durante la premiación estuvieron miembros del jurado como los coreógrafos Duane Cochran e Irene Martínez entre otros. Lecona rememoró sus presentaciones profesionales como ejecutante de Danza Flamenca al lado de bailarinas como Soledad y Guadalupe Echegoyen, el impulso al primer curso en México del maestro flamenco Mario Maya, su aprendizaje de creadoras, investigadoras y gestoras como Rosario Manzanos,
Nina Serratos o Patricia Cardona, su labor en la Coordinación de Difusión de la UNAM y la Coordinación de Danza en el INBAL, celebrando la voluntad de hacer crecer proyectos y la fortuna de encontrar en ellos a la gente correcta para que den frutos.

Este acto culminó con la ejecución de una coreografía flamenca en homenaje a Lecona destacando el bailarín Ricardo Rubio y el músico Lolo Jiménez entre los artistas participantes.

Fotografía:©Gloria Minauro/isoptica

 

II. Migrantes de Rossana Filomarino: la indagación coreográfica de la precariedad

Este montaje coreográfico grupal y con distintas armonías en su estructura dancística, fue precedido por la pieza Ditirambos, compuesta de 3 variaciones: a. Gotas de Rocío, que experimentó tránsitos entre pequeños gestos y giros con movimientos amplios, b. Grandes Olas, que trata cercanías corporales diversas y soledades como metáforas de nexos, c. Peine de los vientos que alienta el recibir devenires y ofrendar por ellos.

Fotografía:©Gloria Minauro/isoptica

Migrantes por otra parte, es una marcha incesante que se asocia al cruce de indocumentados entre fronteras de países y que tiene resonancias muy sensibles en México. Esta obra cuenta con una estructura armónica principal que genera contrapuntos entre escenas que suceden en el primer plano y el permanente desplazamiento de personas desde una alta plataforma en un segundo plano del foro. Una sensación de precariedad se agudiza por el paisaje sonoro de viento, quizás como el de los desiertos en el límite entre México y Estados Unidos, que alterna con toques eléctricos que detonan en uno rememoraciones de la línea o barda fronteriza y los tramos donde está fuertemente asegurada con sofisticados sistemas.

Personas recargadas en otras, o que caen. Algunas huyen. Unas más se abrazan. Y una repetición del volver a intentar. Buscan algo entre ellos.

Hay dos giros narrativos sobre estas procesiones de riesgo. El primero una posible rememoración de un pasado festivo, ¿quizás las despedidas en sus lugares de origen con buenos deseos, fiesta y optimismo? Y el segundo: asaltos y violaciones de hombres a mujeres que es ineludible percibir como múltiples citas a otras problemáticas actuales y no sólo a la migración: feminicidios, discriminaciones de género, condiciones de soledad contemporánea, violencia en espacios públicos en grandes urbes.

La exploración del movimiento es el soporte significante que caracteriza a lo dancístico y hay recursos dramáticos como contrastes entre personajes que hacen sólidas las escenas, por ejemplo, una mujer con miedo, mientras todos los demás celebran. Esto suscita en los espectadores premoniciones de tragedias o percepción de situaciones simultáneas, que enfatizan un presente humano lleno de catástrofes poblacionales, genocidios, desplazamientos forzados y pobreza.

++++++++++++++

Coreografía: Rossana Filomarino (Creadora emérita del FONCA)

Intérpretes: Ariana Ángeles, Itzi Cortés, Amada Domínguez, Cristian Fuentes, Stephanie García, Mariana Granados, Natali González, Ulises González, Jesús Herrera, Carlo Huerta, Irvin Guerrero, José Ortiz, Itzel Zavaleta.

Figurantes: Alumnos de las Escuelas Nacional de Danza Clásica y Contemporánea y Academia de la Danza Mexicana del INBAL y alumnos de CasAzul Artes Escénicas, de Argos.

Música original: Rodrigo Castillo Filomarino (Sistema Nacional de Creadores de Arte/FONCA)

Dramaturgia: José Alberto Gallardo.

Asistente: Raquel Amaya.

Iluminación y diseño de vestuario: DramaDanza

—–

31 DE ENERO 2020 | CIUDAD DE MÉXICO

SALA MIGUEL COVARRUBIAS | UNAM

Deja un comentario